Un viaje de geocachers hacia la salud mental

Ann-Kathrin (biotonne88) es una geocacher alemana que se enamoró del juego en 2013. Para ella, el geocaching no es solo un pasatiempo, es un pilar de la salud mental. Cuando hace tres años le diagnosticaron trastorno límite de la personalidad (BPD, por sus siglas en inglés), el juego se convirtió en una herramienta esencial. Ha compartido con nosotros su pasión por el geocaching, la lucha con esta enfermedad mental y cómo el geocaching la ha ayudado a encontrar la paz interior nuevamente.


Estoy sentada en mi escritorio y me giro a la derecha donde mi amigo está jugando con el ordenador. Estoy aburrida. ¿Qué debería hacer en este precioso día de otoño?
Entonces recuerdo que mi amiga Jessica me habló sobre este juego al aire libre. Algo así como una búsqueda del tesoro pero en moderno. Le mando un mensaje a Jessi y le pregunto. Geocaching. Bien, así se llama. Así que voy a Geocaching.com y registro una cuenta. Leo un poco sobre ello y pienso, bueno, eso no parece difícil. Como me pica la curiosidad, descargo la aplicación. El mapa se está cargando y veo aparecer el primer símbolo verde. Un caché tradicional que se encuentra justo en la calle al lado de la mía. Le digo a mi amigo que me gustaría echar un vistazo, lo que podría encontrar y nos vamos a buscar juntos. Solo tenemos que dar una vuelta a la manzana. Solo 30 metros y la flecha en el mapa nos muestra que hemos llegado. Revisamos el guardarraíl que divide la carretera y descubro un contenedor pegado magnéticamente. Ahí lo tenemos: ¡un geocache!

Cuando encontré mi primer caché ese día hace seis años, me sorprendió absolutamente que muchas personas caminan por esta calle sin saber acerca de la existencia de este tesoro, pero que yo formé parte de un pequeño círculo de iluminados. A pesar de que este pensamiento era fascinante, no pensé que este juego crecería hasta tener tanta importancia en mi vida.

Hace tres años me diagnosticaron trastorno límite de la personalidad (TLP) y desde entonces he aprendido mucho sobre mí y sobre mis problemas. Ahora me queda claro por qué nunca tuve un pasatiempo antes del geocaching que continuase durante un período prolongado de tiempo. Debido a que el TLP se caracteriza por la inestabilidad, no solo en el estado de ánimo de los afectados sino también en sus acciones. Es difícil para las personas afectadas tomar decisiones y tenemos miedo de cometer errores que puedan conducir a emociones negativas. Por lo tanto, es algo realmente especial para mí poder desarrollar una pasión tan fuerte por el geocaching y desde que me di cuenta de esto, también he entendido que es una salida de esta enfermedad.

La forma en que se presenta el TLP es muy variable. Pero en la mayoría de los casos, el problema es que los afectados no pueden regular apropiadamente sus emociones. Si la tensión se vuelve demasiado fuerte y las emociones se desbordan, conducen a patrones de comportamiento disfuncionales. Estos ayudan a reducir la tensión interna en ese momento, pero pueden afectar negativamente a las personas con TLP y, a menudo, también a sus relaciones. La terapia dialéctica conductual (TDC) enseña métodos y habilidades alternativas que regulan la tensión de una manera más funcional. Desde que comencé en el geocaching, he empleado automáticamente el hobby como tal habilidad. Eso significa que, cuando siento tensión emocional y la presión amenaza con volverse demasiada, salgo a hacer geocaching. Me distrae y me calma.

Para superar el TLP a largo plazo, todos los que lo padecen deben aprender a tener cuidado en la vida diaria. Tienen que prestar atención a lo alta que es la tensión, qué la causa y cómo pueden enfrentarla. Cuando se trata con otras personas, la atención plena es muy importante. Me di cuenta de que explicar mi aflicción ayuda a las personas que me rodean y eso a su vez me ayuda a lidiar con algunas emociones de una manera más realista. Aunque esta enfermedad afecta (directa o indirectamente) a gran cantidad de personas, muchas nunca han oído hablar de ella.

Con mi proyecto “Biotonne88 se va a Europa”, quiero llamar la atención sobre esta enfermedad y también enfrentarla. Planeo viajar durante 6 meses por Europa entregándome a sabiendas a mi dolorosa soledad e informando con vídeos frecuentes sobre mi enfermedad y mis experiencias. El geocaching me guiará y me dará fuerza en este viaje.

Puedes seguir los viajes por Europa de Ann-Kathrin en Instagram o YouTube para experimentar con ella sus emocionantes aventuras de geocaching.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *